Los plazos en una estrategia digital

Dijo el escritor británico Walter Scott que:

«el que sube una escalera, debe empezar por el primer peldaño«.

plazos de una estrategia digital

Podemos nombrar muchos y variados refranes populares y citas de personajes sobre la paciencia, y todos tendrán razón. El mensaje principal es que el que espera, obtiene recompensa.

Y no es menos cuando estás ejecutando una estrategia de inbound marketing, claro que no vale esperar por esperar. Se trabaja, se crea, se tiene una constancia diaria, y entonces, sucede.

Pero ¿qué sucede?

Que nuestra marca – nuestro nombre, ocupa su lugar, el que le corresponde debido a nuestro esfuerzo. Empieza a generar conversación en torno a ella, aumentan las visitas a nuestro sitio web, ganamos seguidores y prescriptores, comentan nuestro contenido, nos hacen preguntas y nos tienen como referente cuando piensan en la actividad que desarrollamos. Y esa confianza generada, ese enganche (engagement) y conexión hace que nuestra reputación suba y el boca-oreja haga que nos contacten para trabajar, colaborar, participar, vender, generar.

Pero no es tarea de un día ni de un mes, y llegan las empresas y marcas que quieren hacer todo eso de golpe, quieren introducirse en la web y que en dos meses todo eso sea un hecho. Es difícil hacerles entender que el camino a recorrer hay que hacerlo bien, profesionalmente, asegurando cada paso, darle tiempo a las personas a que nos conozcan, nos valoren, nos comparen y empiecen a tener una relación online con nosotros, que más adelante podrá ser una relación comercial, si no con ellos, con gente de su entorno que haya oído hablar de nosotros. Pero no hay que forzar las relaciones, porque se romperán. Por eso os animamos a ser pacientes con la labor de marcar y poner a ejecutar una estrategia inbound marketing en las plataformas sociales, que no son pocas ni fáciles.

Alcanzar un objetivo viene después de un trabajo bien hecho

Las cosas buenas se hacen esperar, y esto se aplica en todo su significado al marketing digital. Mientras esperamos a que suceda debemos seguir poniendo en práctica el trabajo marcado con:

  • Una estrategia coherente
  • Una planificación adecuada
  • Constancia
  • Búsqueda de herramientas útiles
  • Lectura e información sobre nuestros temas de interés
  • Participar y compartir, tanto con seguidores como con empresas afines
  • Ánimo y superación ante la incertidumbre
  • Creatividad e innovación, probando cosas nuevas
  • Conociendo a nuestro público (comprador ideal)
  • Analizando el camino recorrido desde todos los ángulos posibles

Pero ¿Cuál es el plazo en el que una estrategia digital comienza a ofrecer resultados ostensibles?

Cada empresa tiene su propio reloj digital y son muchos los factores que intervienen en la respuesta a esta pregunta. Sin embargo, en XTRARED identificamos patrones de crecimiento sostenido en proyectos que mantienen la constancia en los primeros 12 meses de vida. Todos, absolutamente todos los clientes que contratan un proyecto de estrategia digital y mantienen el servicio durante un mínimo de 12 meses tienen un crecimiento exponencial.

Plazos de una estrategia digital

No hay que ser impacientes cuando queremos ser visibles en internet, si somos buenos nos verán; si aportamos valor a nuestros usuarios, llegaremos a donde queremos llegar. Los comienzos siempre son difíciles, lentos, tediosos, pero merece la pena esperar y luchar por ello. Una buena reputación vale más que dos días de éxito viral que luego cae en el olvido.

La paciencia, madre de todas las ciencias.